Evelio Reyes: pastor, banquero y negociante del turismo

Evelio Reyes Hernández, primo del Narco-dictador Juan Hernández, además de lavar activos en el Banco de Desarrollo Rural y su iglesia “Vida Abundante”, realiza reuniones en su hotel ecológico Casa Hotel Celaque (pagadas con impuestos de hondureños) ubicado en Gracias, Lempira, con el fin de agasajar a la Policía Nacional. Las concurrentes ceremonias son una clara muestra de los poderes que sostienen a Hernández en la presidencia: bancos, iglesias y fuerzas represivas (policiales y militares).

El hotel de Evelio Reyes está estratégicamente ubicado a menos de quince minutos del aeródromo de Celaque, construido sobre el terreno donado a las Fuerzas Armadas por Marco Tulio Gutiérrez (implicado en Caso Astropharma), en el año 2013 por mandato de Juan Hernández, quien en ese momento fungía como presidente del Congreso Nacional. Aeródromo que fue estrenado por Tony Hernández, quien está preso en Estados Unidos por traficar droga con ayuda de las Fuerzas de Seguridad hondureñas.

Después de pasar más de treinta años en el negocio de la fe, adoctrinando a cientos de creyentes, Reyes, también ha realizado dudosas transacciones de compra y venta de bienes inmuebles, en contraste con lo predicado por el carpintero de Belén “el que tiene bienes de este mundo y ve a su hermano tener necesidad, y cierra contra él su corazón, ¿cómo mora el amor de Dios en él?”

Foto 1. Evelio Reyes junto al embajador Marino Beriguete en Casa Hotel Celaque, 25 de julio de 2019. Foto 2. Hotel ecológico Casa Hotel Celaque, ceremonia con policías hondureños, 21 de enero de 2020.
Más en  noticias en desarrollo
Importante